Seguidores

jueves, 28 de abril de 2011

Fina García Marruz - Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana

La poeta cubana Fina García Marruz, quien cumple hoy 88 años, ha ganado el premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, que reconoce el conjunto de una obra de un autor vivo que por su valor literario constituye una aportación relevante al patrimonio cultural de Iberoamérica y España. Un galardón que constituye también un homenaje al grupo Orígenes, compuesto por Lezama Lima, Eliseo Diego o Gastón Vaquero, como ha recordado el poeta Francisco Brines.

García Marruz, “la gran poeta secreta”, como también la ha calificado Luis Antonio de Villena, miembro del jurado que ha fallado el premio con Brines, ganador de la pasada edición, es una de las voces más representativas de la poesía cubana, perteneciente a este grupo que revolucionó y modernizo de la isla desde los años cuarenta. “El grupo Orígenes sería el equivalente en influencia e importancia a la Generación del 27 en España”, ha precisado Brines, quien era uno de los grandes defensores de la candidatura de la cubana García Marruz.

El Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, uno de los galardones más importantes y prestigiosos de este género, dotado con 42.100 euros y que convoca conjuntamente Patrimonio Nacional y la Universidad de Salamanca, sigue, al igual que el Premio Cervantes, una ley no escrita por la que un año se premia a un escritor de España y otro de Iberoamérica. “Por eso este año tocaba poeta de la otra orilla y mujer”, ha dicho De Villena.

Fina García publicó sus primeros poemas en los cuarenta con el grupo Orígenes. En 1961 obtuvo el doctorado en Ciencias Sociales dedicándose desde entonces a la investigación literaria, colaborando con distintos medios en el campo de la poesía, el ensayo y la crítica literaria.

Entre la obra poética de Fina García figura libros como Las miradas perdidas (1951),Visitaciones (1970), Poesías escogidas (1984), Viaje a Nicaragua con Cintio Vitier(1987), Créditos de Charlot (1990) con el que obtuvo el Premio Nacional de la Crítica en 1991, Los Rembrandt de l’Hermitage (1992), Viejas melodías (1993), Habana del centro (1997).

Luis Antonio de Villena ha subrayado el carácter “secreto” de esta poetisa que ha llevado una vida centrada en su “interior” y poco dada a asistir a actos culturales o poéticos. “Ninguno de nosotros la conocemos personalmente”, ha reconocido. “Su poesía llega de manera directa pero a la vez muestra una exquisitez de espíritu”, ha aclarado. Asimismo, ha explicado que García Marruz también ha escrito algunos poemas de “exaltación política o social”. Y mencionó como ejemplo de su variedad, un poema dedicado a Cristo u otro que versa sobre el Che Guevara.

La competencia

“Todos los poetas que se presentan -ha precisado De Villena-, que son muchos, porque son presentados por muchas instituciones, son candidatos de primera fila. A la final de este premio, que es por mayoría, han llegado el nicaragüense Ernesto Cardenal y Fina García Marruz y se ha tenido en cuenta también que las mujeres habían estado menos representadas”. Entre los ganadores del premio se cuentan el chileno Gonzalo Rojas (1992), el madrileño José Hierro (1995), el asturiano Ángel González (1996), el uruguayo Mario Benedetti (1999), el catalán Pere Gimferrer (2000), el argentino Juan Gelman (2005) o el valenciano Francisco Brines (2010).

El Premio es entregado cada año por la Reina Doña Sofía en una ceremonia en el Salón de Columnas del Palacio Real de Madrid.

(Tomado de El País, España)

Literatura en TV